Sesión con Juanjo Garín

¡Hey! ¿Qué tal estáis todos? ¿Cómo estáis llevando la temporada pre-finales?

Ayer día 18 tuvimos una sesión súper interesante que nos animó la semana de parciales y entregas tan completita que tenemos. Vino un graduado de ISSA de la promoción de 2011 a contarnos su experiencia. ¡Madre mía! ¡Menudo recorrido en tan solo 5 años!

Nos contó cómo él siempre se queda absorto mirando el mapamundi. Ya lo hacía cuando estudiaba en la universidad y ahora lo sigue haciendo, pero ya ha vivido en varios países. Todo comenzó cuando se fue de Erasmus a Liège, Bélgica. Insistió en lo increíble que le resultó la experiencia: le encantó conocer gente nueva, culturas nuevas, aprendió a vivir por su cuenta y viajó un montón.

A la vuelta del Erasmus, pasó 3 meses de prácticas en Goitur, una empresa del sector turístico. Allí se encargaba de tareas como escribir notas de prensa, supervisar y gestionar redes sociales y mails, realizar guías de viaje, atención de visitas… ¡vamos! Una oportunidad muy enriquecedora para poder aprender de cara a su futuro profesional.

Sin embargo, la universidad le ofreció ir a Canadá, al Centennial College, para hacer un posgrado internacional. Nos enseñó muchas fotos de los meses que estuvo allí, ¡menuda maravilla! Lo aprovechó al máximo; viajes, estudios, amigos nuevos, excursiones… ¿Recordáis cuando os hablé del convenio de ISSA con el Centennial College?

Cuando regresó a España también regresó a Goitur, donde sintió que no dejaba de aprender. “Aunque llevase varios meses, todo era nuevo.” Y es que gracias a ellos viajó por toda España y por Europa.

Las prácticas de 4º de carrera las quiso hacer en el extranjero y acabó en Roma. Entró a trabajar a Rome Reports TV News Agent, una agencia mediática que se dedica a las noticias de Italia, el Vaticano, el Papa… Se encargó de la gestión de una cuenta de Twitter con millones de seguidores, de la venta de DVDs, de los correos electrónicos, colaborar con los cámaras de la empresa, etc. Imaginad cómo debe ser esta experiencia si le sumas que el actual Papa decide abdicar cuando estás tú trabajando a unos metros de la Plaza de San Pedro. “Fueron días de adrenalina, había que decidir qué es importante y qué es urgente”, nos contaba Juanjo. Tuvieron que comenzar con nuevas estrategias, contactar con clientes, entrevistas de aquí para allá, ¡incluso alquilar terrazas para las distintas cadenas de televisión extranjeras! “Fue un mes en el que no había horas.” Debió de ser increíble, ¿no?

Cuando se graduó del título de ISSA, recibió noticias de Roma, que buscaba hacerle contrato, les había gustado cómo había trabajado durante las prácticas, ¡guau! Encontró una oferta de trabajo vía Facebook que buscaba un Asistente de Dirección de Marketing y Comunicación en Madrid para trabajar en PHD Media Spain, una empresa de medios. Juanjo nos explicó la importancia de no subestimarse cuando veamos ofertas de trabajo que parecen imposibles y buscan trabajadores perfectos. También insistió en que nunca hay que dejar de aprender, de especializarse, de hacer cursos, de mejorar los idiomas para dar lo mejor de nosotros y más. Era una empresa impresionante, nos mostró y habló de eventos y actividades que realizaban y nos dejó a todos con la boca abierta.

Le ofrecieron un puesto como Director en una oficina de viajes en San Sebastián de una agencia latinoamericana. “Hay que ser ambicioso, creces como persona, creces como profesional”. Aceptó el puesto en Lisantour. Sin embargo, a los meses sintió que quería adentrarse en la empresa familiar.

Nos explicó cómo, preocupado por el relevo generacional, quiso formarse en el gremio de la panadería de su familia: Garín Okindegia. “Está bien trabajar, pero también hay que saber vivir“.

Semana Santa: ¿vacaciones?

¡Madre del Amor Hermoso! ¿Sois conscientes de la que nos espera?

Estoy empezando a estresarme ya, ¿habéis visto el calendario de abril y mayo? ¡No cabe un alfiler! Con lo bien que estábamos cada uno en nuestra casita en Semana Santa, viendo procesiones y reuniéndonos con familiares y viejos amigos

Vale, ya sabéis que no hay motivo para agobiarse si llevas las asignaturas al día, pero sólo os pido un poquito de nervios de los sanos, nada más. Y es que en cosa de un mes tenemos los finales y para entonces tenemos que hacer miles de trabajos y parciales. Todos ellos son muy entretenidos, la verdad, y además son el mejor repaso para los exámenes, pero ¡es que mi agenda va a estallar con tanta entrega!

Por un lado, las pruebas de idiomas; por otro, los casos de Derecho Laboral; que si hay que preparar una presentación para Comunicación Oral; un comentario de Ética… ¡esto es un no parar! Menos mal que a una servidora le gusta la carrera y disfruta con sus trabajos…

Por lo demás, ¿qué tal han ido las vacaciones? Yo tenía unas ganas increíbles de volver a casa y de ver a los míos. Además el solazo y el buen tiempo casaban perfectamente con mi idea de no estar quieta ni un segundo. Eso sí, ahora le doy permiso a la lluvia hasta cosa así como mediados de mayo, para que cueste un poquito menos este sprint final 🌧.

¿Sabes cuál es tu marca personal?

Hoy vengo a contaros un poquillo cómo nos está ayudando ISSA a crear nuestra marca personal. Para todo aquel que no lo sepa, durante los cuatro años del grado, participas en un Programa de Desarrollo de Talento que te ayuda a saber cuál es tu valor diferencial, es decir, qué es aquello que sólo tú puedes aportar al puesto de trabajo al que te dediques, qué es lo que te diferencia.

En primero de carrera, fuimos viendo con nuestro asesor personalmente nuestras capacidades, fuimos haciéndonos a la vida universitaria y viendo cómo evolucionábamos cada uno según nuestras motivaciones y forma de ser.

Durante segundo estamos teniendo distintas sesiones con nuestro asesor y con Idoia Lasa, coordinadora de estudios y responsable de prácticas, en las que aprendemos a reconocer nuestras debilidades y fortalezas, averiguamos cómo potenciar esos puntos fuertes y cómo atenuar nuestras flaquezas. Hemos sido capaces de valorar la importancia de diferenciarse y de descubrir nuestros talentos porque, para saber vendernos en una entrevista profesional o en cualquier momento de tu vida, debemos conocernos a nosotros mismos, debemos saber convencer.

Sin embargo, no basta con analizarnos, sino que ahora debemos seguir con nuestro asesor y saber potenciar nuestro valor diferencial, nuestras habilidades y adaptarlo a las expectativas de las empresas en el mercado.

A partir de tercero y de cuarto, una vez hayamos logrado estos objetivos, comenzaremos a enfocar nuestras habilidades y nuestra propuesta de valor hacia el mundo profesional. Veremos la imagen que creamos online y offline, ¡ya os contaré!

¡Paso de Ecuador!

¿Sabéis qué?¿Sabéis qué? ¿Sabéis quéeee? ¡Ya hemos cruzado el ecuador! ¿No es increíble? Yo sigo sin poder creérmelo, la verdad… ¿La mitad de la carrera ya? ¡Guau!

Y es que una ocasión así merece celebrarlo y ¡allí que fuimos! Nos juntamos varias carreras (ya sabéis, cuanta más gente, mejor…), nos pusimos nuestras mejores galas y fuimos al hotel. Fue el paso de pasos, ADE, ADE bilingüe, DADE, DADE bilingüe, Económicas, Governance e ISSA, se dice pronto ¿eh? Las entradas se agotaron casi dos semanas antes de la fiesta, ¡todo el mundo quería venir!

Cartel Paso de Ecuador ISSA Económicas Governance DADE ADE

La cena fue una maravilla, yo personalmente no podía dejar de reírme. Es increíble ver cómo en sólo dos años nos hemos hecho tan amigos todos -supongo que el compartir exámenes a las ocho de la mañana tendrá algo que ver, pero no me hagáis mucho caso- y cómo nos pusimos las botas…

Después de la cena y las copas, tuvimos el que diría que fue el momento más emotivo de la noche, ¡la entrega de bandas! Llevábamos semanas rodeados de misterio porque decidimos que la mejor manera de que las bandas fuesen originales y personales era que, como en un amigo invisible, cada uno pensara al azar qué miss o míster le correspondería más a otro. Hubo de todo, desde Miss Caracampus hasta Miss Cafeína, desde Míster Latino hasta Míster Europa. Increíble, la verdad. Además de todo esto, hicimos un premio especial que elegiríamos por votación: Miss o Míster ISSA, la cosa estuvo reñida, pero el premio se lo llevó finalmente Maite Malcorra, ¡enhorabuena!

Y, presumiendo de nuestras bandas, nos fuimos hacia donde sonaba la música y comenzó la fiesta, miles de invitados iban llegando, amigos de todas partes se unieron a nosotros y ayudaron a hacer de esa noche un momento inolvidable.