Fin de los exámenes y los trabajos del primer semestre

¡Buenas tardes a todos!

No me puedo creer que ya haya pasado un semestre, ¡estoy emocionadísima! Han sido unos meses muy duros, tercero es un año donde no hemos tenido tantos parciales, pero porque predominaban los trabajos y las presentaciones. Han sido todas ellas súper enriquecedoras porque te ayudaban a ir al día, a entender lo que estabas viendo en el aula y a aplicarlo a situaciones reales. De esta manera, cuando han llegado los finales ya habíamos avanzado con muchas asignaturas y el estudio era más cómodo.

Aun con todo, no os voy a mentir, trabajar bajo con tanta presión es todo un reto. Teníamos que realizar un proyecto de investigación para Comercio Exterior con entregas de capítulos cada semana, una presentación de Cine y encrucijadas del S. XX cada 15 días, una presentación de Comunicación Corporativa cada semana mínimo una vez, trabajos de Contabilidad, casos de Derecho Tributario y Mercantil… ¡un completo!

El trabajo de Comercio Exterior ha sido uno de los más costosos, trataba de crear una empresa y la situación de exportación de un producto y todo el análisis del mercado exterior e interior. Nos reuníamos varias veces por semana porque tenías que ir avanzando con capítulos nuevos a la par que corregías los anteriores conforme te los devolvían. Sin embargo, hemos acabado todos muy contentos y satisfechos con el resultado, un trabajo al que has dedicado tantas horas es como para presumir de él cuando lo encuadernas, ¿no?

Los trabajos de Cine se basaban en la teoría vista en clase la semana anterior, teníamos que ver cada grupo una película y analizar intención del director, elementos de la escena, contexto geográfico y cultural, etc. Hemos descubierto auténticas obras de arte que nos han hecho llorar o emocionarnos con la historia, han sido unas presentaciones muy, muy interesantes.

Las presentaciones de Comunicación Corporativa eran a partir de los temas que íbamos estudiando en clase, cada grupo tenía que investigar y evaluar cómo actuaba una empresa real, a la que fuimos acompañando todo el semestre. Nuestro grupo, por ejemplo, seleccionó la empresa Volkswagen Navarra y hasta tuvimos la suerte de visitar las instalaciones y entrevistar al Director de Comunicación y a la encargada de Comunicación externa e interna. Además nos dimos cuenta de cuán diferente actúan todas las empresas con la muestra que seleccionamos la clase.

En Contabilidad, como ya era nuestro tercer año, el proyecto era arduo también, tuvimos que realizar la valoración de las cuentas anuales y resultados financieros de una empresa existente, así que tuvimos que andar entre mil números y cuentas durante una temporada para poder analizarlo todo al final gracias a lo que íbamos estudiando en el curso.

Sin embargo, ¡ya es oficial! ¡Ya podemos decir que hemos acabado los exámenes finales de este primer semestre! Eso significa que en menos de un mes los alumnos que nos vamos de Erasmus estaremos partiendo hacia nuestro destino. Hay muchas, muchas ganas. ¡Os iré contando!

¡Pasad todos una muy feliz Navidad y empezad maravillosamente el 2017!

¿Ellos qué dicen? Mesa redonda de cara a las elecciones generales

¿A cuántos os interesa la política? Ayer pude descubrir que hay mucha gente en el campus con inquietud en este ámbito ya que hubo una mesa redonda en el Colegio Mayor Olabidea y, mira que es un sitio grandecito, pues no cabía un alma más. ¡No faltó ni la radio de la universidad! Y todo porque el debate prometía. Con las elecciones a la vuelta de la esquina, las residentes de este colegio vieron interesante reunir en una misma sala a representantes de los cuatro partidos más llamativos de las listas y dejar que nos comentasen las principales reformas y opiniones al respecto de cuatro temas principales que atañen a todos: derecho a la vivienda, derecho a la educación, derecho a la sanidad pública y el derecho a la vida.

El debate fue moderado por el vicedecano de la Facultad de Comunicación y profesor de la misma, Jordi Rodríguez Virgili, que supo dirigir las preguntas y sus respuestas de manera acertada.

Ana Beltrán, portavoz parlamentaria del PP en Navarra, explicó que toda su vida había estado cansada de oír lo que hay que hacer, todo el mundo exigiendo a los políticos qué debían o no decir y decidió que ella «quería hacer». Ione Belarra, miembro del Consejo Ciudadano Estatal y representante de Podemos en el debate, estaba de acuerdo con ella: «Es ahora o nunca». Ambas veían muy claro que, para cambiar el país, hay que actuar.

Y Ramón Romero, candidato al Congreso de los Diputados y representante de C’s, quiso citar a Fernando Savater diciendo. «En una sociedad democrática, todos somos políticos, pero delegamos en otros, pero por ello son cercanos y hay que exigirles día a día». Tampoco Guzmán Garmendia, parlamentario del PSOE, quería quedarse de brazos cruzados, todos ellos entraron en política para intervenir en la sociedad.

Ana decía sabiamente: «Es bueno conocernos en persona, estamos aquí por vocación, habiendo dejado y dejando mucho por el camino».

El primer encuentro fue el derecho a la vivienda, al que siguió el derecho a la educación, tema que nos afectaba de primera mano a todos los presentes. Se habló de cambios, de la política de esfuerzo, de respetar el derecho privado, de fomentar el alquiler; de un proceso de formación más exigente para profesores y directores de colegio, de becas, de la asignatura de religión, de centros privados y concertados…

Salió también el tema de salud y su correspondiente ética, los derechos de la mujer y del niño no nacido fueron un tema espinoso, hubo muchas diferencias entre los partidos.

Terminamos con una ronda de preguntas del público, el ambiente se caldeó cuando salieron temas de corrupción, de fueros, de reformas… Si antes os he dicho que me sorprendió cuánta gente estaba interesada en la política, ahora os digo que me dejó impactada el nivel de las dudas. Y justo por eso nos quedamos con las ganas de seguir cuando pasado el tiempo acabó el debate. Igual una segunda parte triunfa también…

UNMUN 2015

SEGUNDA PARTE UNMUN 

¡Buenos días a todos!

Tras un finde agotador de madrugones (y también de mucha juerga), he venido a contaros cómo fue la edición 2015 UNMUN.

El viernes al mediodía comenzó todo: cientos de personas de toda España acudieron al Central a por las acreditaciones y quedaba inaugurado ese fin de semana. Las identidades habían sido cambiadas (por lo menos por mi parte, que no llamé a nadie por su nombre), todos se llamaban España, Francia o Madagascar, nada de Marías, Alejandros ni ná. Tuvimos una ponencia a manos de don Francisco Javier Sanabria,  ponencia que nos metió de lleno en el mundo de las Naciones Unidas con su experiencia y su conocimiento.

A continuación comenzaron los debates por comités, o en el caso de la Asamblea General (el comité que me fue asignado, el mejor comité, ejem ejem ejem…) el debate para debatir sobre qué debatir (menudo trabalenguas). Salieron temas de actualidad como el fracking, la situación en Latinoamérica, la libertad de expresión… Aún con tanta formalidad, no faltaron risas. En esos tres días, surgieron lazos entre los distintos delegados que sorprenderían de ser reales, ¿quién se hubiera imaginado que las dos Coreas se harían amigas? Y es que compartimos momentos de agotamiento, pero también fuimos de «viernintxo» por Estafeta, visitamos el museo, tuvimos cocktail, ponencias, premios, salimos de copas…

Asamblea General UNMUN 15

Así que solo me queda agradecer a todos los «países» y al equipo de protocolo y organización que he conocido esta semana hacerme vivir una experiencia inolvidable y esperar que el año que viene sea igual o incluso mejor.

Y, si aún no habías oído hablar de UNMUN, no dejes que se te escape el año que viene, te arrepentirás, créeme.

Todo el equipo de UNMUN 2015 Sigue leyendo